Puma gana a Adidas la guerra del patrocinio por Luis Suárez

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…
By 7 agosto, 2018Noticias

Zapatillas Puma

El patrocinio deportivo constituye una de las estrategias de marketing más importante del mundo, debido a su repercusión internacional y las lógicas consecuencias que afectan a la empresa en cuestión.

Pero si esto afecta a cualquier compañía, las que se dedican precisamente al sector deportivo tienen más en juego que ninguna otra, porque tanto sus beneficios como sus pérdidas pueden estar muy condicionadas a estas campañas de marketing.

La última noticia del sector la protagoniza la marca alemana Puma, que ha conseguido quitarle a su compatriota Adidas el patrocinio deportivo por Luis Suárez, quien ya había estado 11 años bajo el paraguas económico de la marca tribanda.

Un acuerdo de patrocinio histórico

El patrocinio deportivo individual en el fútbol ha sido mucho más lento que el que se ha vivido en otros deportes. El baloncesto, con la NBA como principal respaldo, ha protagonizado algunos de los acuerdos de patrocinio más importantes de toda la historia.

En el deporte rey, ha sido la reciente llegada de estrellas y su vinculación con marcas de moda y de deporte, lo que ha incentivado que las empresas desarrollen estrategias más agresivas. Beckham, Messi, Ronaldo y compañía han sido los principales integrantes de estas campañas, aunque también otros jugadores con influencia internacional también forman parte de estas acciones, como Luis Suárez.

Según informan responsables de la marca, se promete un acuerdo histórico, aunque no se ha identificado en ningún momento la duración del mismo, ni tampoco el coste que impondrá. Lo único que se sabe con casi total certeza es que se limita a la marca de zapatillas deportivas que lucirá el uruguayo.

Cuando las botas no tienen patrocinador

Uno de los elementos más interesantes en un patrocinio deportivo es qué sucede ante la ausencia o espera de que se haga oficial. Luis Suárez ha ejemplificado perfectamente la situación. En sus entrenamientos se ha visto obligado a lucir zapatillas deportivas sin marcas y sin formas que pudieran vincularse a ninguna empresa.

Esto supone en el marketing de patrocinio que todavía no hay una marca vinculada a ese elemento y, por tanto, está todavía por confirmarse o incluso puede que ninguna marca haya conseguido un acuerdo todavía.

Previsiblemente Luis Suárez dejará de lucir unas zapatillas sin personalidad dentro de unos días, cuando Puma oficialice las relaciones de patrocinio que se hayan acordado con el jugador. Por primera vez en más de una década Adidas se queda fuera de la jugada.